Vehículos que llevan a Dios: Minibús para la parroquia católica de Minya

-EGIPTO

 

Un minibús propio para poder transportar a los fieles a la iglesia

Contribución conseguida: 30.000€

Al igual que este proyecto ya conseguido, Ayuda a la Iglesia Necesitada financia, cada año cientos de vehículos para sacerdotes, religiosos y catequistas. Ellos llevan a Cristo a todos los rincones del mundo, nosotros les ayudamos a que lleguen.

¿Les ayudas a llegar?

 

“Es la única iglesia católica de la ciudad y alrededores; sin medio de transporte propio, a los creyentes ancianos, los niños,  las mujeres y a discapacitados les resultaría casi imposible participar en la Santa Misa, ni en la catequesis”.

Así nos lo explicaba su  párroco.

La parroquia católica de Minya es aún joven: tan solo en 2012 las autoridades concedieron el permiso de construcción de una iglesia en este nuevo barrio de la ciudad. Esta es la única iglesia católica de la ciudad y los alrededores. La parroquia abarca un amplio territorio de 1.200 kilómetros cuadrados, pues muchos creyentes viven muy lejos de la iglesia.

Hasta hace poco, esto era un gran problema porque los medios de transporte públicos son muy caros en Egipto, y cuando una familia completa quiere acudir a la Santa Misa, el gasto en transporte es considerable para la economía de muchos. Además, las conexiones de transporte no son buenas. Por todo ello, no es raro que las parroquias egipcias dispongan de un autocar propio con el que transportar a los fieles a la iglesia. Por desgracia, la parroquia de Minya no tenía recursos para ello, por lo que el párroco se dirigió a Ayuda a la Iglesia Necesitada. Y es que si no, a los creyentes ancianos, los niños, las mujeres, los necesitados o los discapacitados les resultaría casi imposible participar en la Santa Misa, la catequesis y otras actividades.

“Sin el autobús no podríamos hacer nada, pues no hay conexión de autobuses con la ciudad ya que este es un barrio muy nuevo” . De los 5 millones de nuevos habitantes de la nueva ciudad, 160 familias son coptas católicas. La próxima iglesia está a 20 kilómetros de distancia.

Nuestros bienhechores han contribuido con 30.000 euros a la compra de un minibús para la parroquia. Los creyentes aportan, en la medida de sus posibilidades,una pequeña cantidad para mantener en funcionamiento el vehículo y para pagar la gasolina.

El minibús también hace las veces de autobús escolar para los niños procedentes de pueblos remotos. Los creyentes están muy contentos con él y les dan las gracias de todo corazón a todos los bienhechores.

Motos para los sacerdotes en Bangladesh

Seis motocicletas para que los sacerdotes de la diócesis de Mymensingh, en Bangladesh, puedan asistir a los 13.000 feligreses creyentes

Bicicletas que llevan a Dios en India

“Mi nombre es Leos Tirkey, soy de India. Quiero servir a los demás, por eso me hice catequista hace 15 años. Con mi bicicleta recorro los kilómetros que separan los pueblos donde enseño...

Una barca para la pastoral en la Amazonia

Vehículos que llevan a Dios: una barca nueva para poder seguir con el voluntariado en la Amazonia. Gracias a los medios de locomoción hacemos que miles de sacerdotes, religiosas y...

Vehículos que llevan a Dios

Ayuda para proporcionar vehículos para la evangelización a sacerdotes, religiosas, catequistas... En ocasiones son también vehículos que salvan vidas, pues sirven para desplazar a...