Stephen Kilama, ex niño soldado en Uganda.

Hoy diácono y próximamente sacerdote.

Stephen Kilama, ex niño soldado en Uganda

El 11 de mayo de 2003, los rebeldes del ejército de Resistencia del Señor le atacaron y secuestraron, junto a sus 40 compañeros del seminario menor en la archidiócesis de Gulu, al norte de Uganda. Les llevaron al campo para entrenarles como niños soldado. Stephen fue de los afortunados que nunca fue obligado a matar y tiempo después pudo escapar. 12 de los seminaristas siguen hoy desaparecidos.

 

“Dios puede hacer milagros. La oración era mi única esperanza, lo único que tenía”.

“Mi fe ha crecido. Vi cosas que nunca pensé que habría podido soportar ver. Solo por el poder humano, habría sido imposible escapar de todo eso. Pero Dios puede hacer milagros. La oración era mi única esperanza, lo único que tenía. Puede haber personas  que no han experimentado a Dios, pero yo lo experimenté”.

 

Con… 

Con tu aportación apoyamos a casi 1 de cada 6 seminaristas en África. 

 

Ayuda a seminaristas en África