La hermana Gloria Narváez es liberada en Malí tras más de cuatro años de secuestro

› «Este es un gran día para la Iglesia en Malí y para la Iglesia universal que ha estado rezando por ella»

13/10/2021

ACN, Felipe D’Avilez.- Tras más de cuatro años y medio de cautiverio en manos de insurgentes yihadistas malienses, la hermana Gloria Cecilia Narváez Argoti, misionera colombiana, fue liberada el sábado. Todavía no se han hecho públicos los detalles de su liberación, pero en unas breves declaraciones a la televisión maliense, expresó su agradecimiento al Estado de Malí por haber conseguido su regreso, y a la Iglesia local y universal por seguir rezando por ella durante todo el calvario.

En un mensaje enviado a Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN), Monseñor Jonas Dembele, presidente de la Conferencia Episcopal de Malí, dijo que «este es un gran día para la Iglesia de Malí y para la Iglesia universal, que ha estado rezando por ella. A pesar de las dificultades, Dios no abandona a su pueblo, lo bendice, y las oraciones de la Iglesia han ayudado a sostener a la hermana Gloria. Estamos seguros de que pasó por momentos muy difíciles, pero nada es imposible para Dios».

La hermana Gloria Narváez tras su liberación en Malí. (ACN)

«Hemos organizado misas de acción de gracias en las parroquias y en las diócesis, para dar gracias a Dios y rezar por el pueblo de Malí y por la paz en nuestro país«, dice el obispo Dembele.

Celebraciones en Colombia

En otro mensaje enviado a ACN, esta vez desde Colombia, el hermano de Gloria, Édgar, habla de la reacción a la noticia en el país natal de la religiosa. «Me contactó la policía, recibieron fotografías de ella. Ya está en compañía del obispo en Malí, y está libre. Gracias a todos los periodistas y a todas las personas del mundo por sus oraciones por la liberación de mi hermana. Estamos celebrando en toda Colombia«, dice.

A su entusiasmo se une la alegría de Monseñor Mario Álvarez Gomez, responsable del Comité Episcopal de Misiones de Colombia. «Damos gracias a Dios por este momento, y felicitamos a la congregación y a la Iglesia Universal, y agradecemos especialmente a la Santa Sede, a la Nunciatura Apostólica en Colombia y a la Conferencia Episcopal. Gloria a Dios por tan feliz momento para la Iglesia universal y para la Iglesia en Colombia», dijo, en un video comunicado enviado a ACN.

Oraciones por la paz

Thomas Heine-Gelder, presidente ejecutivo de ACN, también expresó su agradecimiento a todos los que, durante los últimos años, han seguido rezando por esta intención. «En ACN siempre hemos rezado especialmente por los que están injustamente detenidos. La hermana Gloria ha estado en la mente y el corazón de nuestros benefactores durante todos estos años, pero especialmente este último año, durante la Cuaresma, y también durante la Semana Roja por los cristianos perseguidos, en nuestra campaña por la liberación de los cautivos. Su liberación, tras cuatro años de paciente y fiel resistencia, nos anima a seguir rezando por todos los que aún esperan la libertad».

«La liberación de la hermana Gloria llega en un momento en el que rezamos por la paz en el mundo. Nos alegramos y rezamos también por los que la tenían cautiva, por su conversión, y les decimos que queremos la paz, nada más que la paz, y que los cristianos estamos interesados en trabajar por la paz y el desarrollo», ha declarado a ACN el obispo Dembele.

«Hay muchas dificultades en el mundo en este momento, especialmente en la región del Sahel y sabemos que la temporada de lluvias de este año no ha sido buena para todos, y tenemos que apoyarnos y ayudarnos mutuamente», concluye.

La hermana Gloria Narváez fue secuestrada el 7 de febrero de 2017, cuando se encontraba con otras tres monjas de su orden religiosa, las Hermanas Franciscanas de María Inmaculada. Un grupo de terroristas islamistas rodeó al grupo y se preparó para tomar como rehén a la más joven de las monjas. Sin embargo, la colombiana, que era la de mayor edad, se ofreció a ser tomada en su lugar. Durante un tiempo se la dio por muerta, pero un vídeo difundido en 2019 confirmó que Sor Gloria seguía viva.

Décadas de inestabilidad

El Informe de Libertad Religiosa 2021 de ACN afirma que «el secuestro de la monja, junto con varios ataques a puestos militares, muestran el carácter cada vez más descarado de los grupos terroristas islamistas internacionales en el Sahel».

Malí es un país abrumadoramente musulmán, en el que los cristianos representan menos del 3% de la población. Malí lleva años plagado de conflictos. Los actos terroristas se ven agravados por las tensiones étnicas que atraviesan todo el país, pero que son especialmente intensas entre el norte y el sur.