Denuncia de los obispos de Rep. Centroafricana: «Los grupos armados controlan el 80% del territorio»

› Los prelados reclaman unas elecciones transparentes, pacíficas y creíbles

08/09/2020

ACN.- “Hay signos de esperanza pero la presencia continuada de grupos armados amenaza el futuro del país”. Esta es la voz de alarma de los obispos de la República Centroafricana en su carta pastoral “Deja salir a mi pueblo”, publicada el pasado domingo.

“Después del golpe de Estado de marzo de 2013, nuestro país se dotó de instituciones democráticas en marzo de 2016. A través de votaciones y elecciones, el pueblo se dio una nueva Constitución y autoridades legítimas”, recuerdan los prelados centroafricanos. Entre los avances realizados se encuentra el “Acuerdo Politique pour la Paix et la Réconciliation en République Centrafricaine”(APPRCA) firmado por 14 grupos armados con el gobierno en 2019.

Encuentro de obispos de República Centroafricana. (Foto: La Croix Africa)

«Queridos hermanos y hermanas, a nivel político, nos preguntamos por la eficacia de las instituciones republicanas en la reconstrucción de nuestro país», sin embargo, afirma el mensaje enviado a la Agencia Fides, «observamos con amargura que el 70% o incluso el 80% de nuestro país está ocupado por grupos armados, algunos de los cuales están liderados por los mercenarios más feroces».

Estos grupos – dicen los obispos – «están involucrados en crímenes de guerra, crímenes contra la humanidad, crímenes ambientales y el saqueo a gran escala de nuestros recursos minerales. Han cometido crímenes de sangre contra personas inocentes en Bocaranga, Bohong, Bozoum, Besson, Bouar, Birao, Ndélé, Bria, Lemouna, Koudjili».

«Los señores de la guerra se aprovechan del acuerdo político de paz y reconciliación, y en particular de la plena libertad de circulación que tienen. Han impuesto el negocio de la guerra, un modelo económico basado en la sangre humana», afirman los obispos, que hacen sonar la alarma de que algunos de estos grupos se están «fortaleciendo, reclutando nuevos combatientes y aumentando las existencias de armamento y municiones». «¿No han renunciado todavía al plan de repartición de nuestro país? ¿Intentarán lograrlo interrumpiendo el proceso electoral?», se preguntan en el mensaje.

«Al viajar por la República Centroafricana, es aterrador encontrarse con pueblos enteros abandonados por la fuerza o incendiados por criminales impunes. Las familias prefieren vivir en el exilio o quedarse en campamentos para desplazados que a veces se encuentran a 100 metros de sus hogares».

«¿Qué líderes podrán sacar a los habitantes de la República Centroafricana de la opresión, la miseria y la ignorancia?» se preguntan los obispos de cara a las elecciones presidenciales de diciembre. El mensaje se dirige en particular a los jóvenes y las mujeres. A los primeros, los obispos los exhortan a no ser «un depósito inagotable de carne de cañón, sino el recurso más importante y más precioso de nuestro país». El mensaje les pide que rechacen la compra de votos y se abstengan de impugnar violentamente los resultados de la votación. Mientras que a las mujeres les piden que se movilicen para participar activamente en el proceso electoral como candidatas, educadoras y promotoras de la no violencia en todos los niveles donde se pueda ser útil a nuestro país”.

“Que la Virgen María, Reina del cielo y de la tierra, haga fructíferos los esfuerzos por unas elecciones transparentes, creíbles y pacíficas que nos den verdaderos líderes al servicio del pueblo siguiendo el ejemplo de Moisés”, concluye el mensaje.