Estipendios de Misa para sacerdotes y sustento para las religiosas del amazonas en Brasil

Dona ahora »

› Humaitá, una Diócesis del Amazonas que acoge a muchos expatriados

La Diócesis de Humaitá está situada en el noroeste de Brasil, en el estado de Amazonas. Con sus algo menos de 136.000 km², tiene una superficie enorme (mayor que la de Grecia), pero sus 135.000 habitantes la hacen estar muy poco poblada. Alrededor de 55.000 habitantes se concentran en la ciudad de Humaità y el resto vive mayoritariamente en pequeños asentamientos a lo largo de los ríos y alrededor de los lagos de la región amazónica.

DATOS DEL PROYECTO
  • Tipo de proyecto: Estipendios de Misa
  • Ayuda aprobada: 19735 €
  • Ref. proyecto: 212-08-00

Dona ahora »

Como en todo el mundo, muchas personas emigran a la ciudad, especialmente a las zonas periféricas a donde también llegan ciudadanos de otros países iberoamericanos, como Haití o Venezuela. Al mismo tiempo, muchos creyentes -a los que llaman ribeirinhos (ribereños)- viven en pequeños asentamientos en la selva, a orillas de ríos y lagos.

› Los ribeirinhos mantienen un estilo de vida tradicional

Los ribeirinhos siguen manteniendo su modo de vida tradicional, aunque les resulte cada vez más difícil porque, para ellos, el contacto con el mundo moderno conlleva una pérdida de la identidad cultural. Además, se enfrentan a problemas como la deforestación de la selva y el acaparamiento de tierras por parte de los grandes terratenientes. A esto tienen que añadir que, a causa de la pandemia, no solo han enfermado e incluso muerto muchos habitantes del Amazonas, sino que también ha aumentado la pobreza. Y es que, con la disminución del turismo, la gente ya no encuentra compradores para sus productos -la artesanía tradicional, por ejemplo-, con lo que han perdido su fuente de ingresos. Ha empeorado aún más su ya precaria situación.

La Iglesia también se ve afectada por la creciente pobreza. Por un lado, hay más personas que necesitan ayuda para aliviar sus necesidades materiales y espirituales, pero, por otro, los ingresos, que provienen principalmente de las colectas, han caído en picado. Los sacerdotes, religiosos y diáconos activos en la diócesis necesitan ayuda urgente. El Obispo nos escribía: “Esta petición es un grito de socorro porque nuestros ingresos actuales no son suficientes para sostener a sacerdotes, religiosas y diáconos”.

› La Diócesis de Humaitá necesita la ayuda para seguir adelante

Desde Ayuda a la Iglesia Necesitada queremos apoyar a las diecisiete religiosas y los dos diáconos permanentes que trabajan en la diócesis con un total de 11460 €, y a los cuatro sacerdotes y el Obispo con estipendios de Misa por un total de 8275 €. Esta ayuda no solo beneficia a los propios receptores directos, sino que es una contribución importante para que en estos tiempos puedan asistir a las personas que les han sido encomendadas.

“Esta petición es un grito de socorro porque nuestros ingresos actuales no son suficientes para sostener a sacerdotes, religiosas y diáconos”.

Hay muchas diócesis como esta en el mundo que necesitan ayuda para sacar adelante a sus feligreses

Dona ahora »