Historia de éxito: Estipendios de Misa para los 16 sacerdotes de Islas Salomón

 

› En este pequeño país las vocaciones están aumentando

Las Islas Salomón son un archipiélago del Pacífico Sur situado a unos 720 kilómetros al este de Nueva Guinea y a 2.000 kilómetros al noreste de Australia. En la actualidad, casi la totalidad de los habitantes de las Islas Salomón son cristianos. La mayoría de ellos pertenecen a comunidades protestantes y alrededor del 20% son católicos.

› ¿Para qué sirven los estipendios de Misa?

 
DATOS DEL PROYECTO
  • Tipo de proyecto: Estipendios de Misa

  • Ayuda aprobada: 13.200 €

  • Ref. proyecto: 516-04-masses

Dona ahora »

 

El Obispo Luciano Capelli está contento de que la mayoría de los 16 sacerdotes de su diócesis sean nativos. Además, el número de vocaciones locales está aumentando, y también este año, en el que la diócesis ha celebrado cincuenta años de su fundación, dos jóvenes han sido ordenados sacerdotes, lo cual ha dado lugar a una gran celebración.

Sin embargo, atender a los 11.000 católicos que viven muy lejos los unos de los otros y repartidos por numerosas islas supone un gran desafío.

Para llegar a los fieles son necesarias horas de viaje en barco entre isla e isla, y, además, a menudo también arduas caminatas por el monte. 

Se necesitarían más sacerdotes, pero la diócesis es pobre y el Obispo apenas puede mantener a los que ya tiene. Además, a ello cabe añadir los gastos que acarrean las jóvenes vocaciones y la todavía inacabada y hercúlea tarea de restaurar las iglesias y demás edificios eclesiales dañados a raíz del terremoto y el tsunami de 2017.

De ahí que haya supuesto una gran ayuda que nuestros benefactores hayan donado estipendios de Misa por un total de 13.200 euros. Esta cantidad se la transferimos a Mons. Capelli, quien, a su vez, la repartió entre sus sacerdotes. Las Santas Misas se han celebrado por las intenciones de los benefactores, tal y como prevé el Derecho Canónico. Estos estipendios no son un “pago” por las Santas Misas, sino un signo de gratitud por parte de las personas por cuyas intenciones se celebran las Santas Misas. En aquellos países en los que los sacerdotes no perciben un salario, estos donativos representan una importante contribución a su sustento y al mantenimiento de las parroquias.

La Iglesia de este país despende de los sacerdotes y de los jóvenes seminaristas

“Gracias por vuestra ayuda y por no dejar en la estacada a la diócesis de Gizo”, nos escribe el Obispo Capelli.  ¡Que Dios se lo pague a todos los que han contribuido a ello!

Con tu apoyo estos sacerdotes pueden aumentar la fe de miles de personas que les necesitan

No lo pienses más

DONA AHORA