Explicación del Icono de la Virgen de Fátima

La gran unión que el mensaje de Fátima tiene con Rusia ha llevado ya a muchas personas a colaborar de diversos modos en la expansión de la devoción a esa advocación mariana en este país.

El icono de la Madre de Dios de Fátima, del iconógrafo ortodoxo ruso Ivan Lvovich, del que parte el venerado en la capilla de la sede de Ayuda a la Iglesia Necesitada, en Madrid, pretende expresar esa predilección que Nuestra Señora tiene por Rusia manifestado en las apariciones del 13 de julio de 1917 en Fátima (Portugal), y de junio de 1929 en Tuy (España).

En ellas, la Virgen habló del futuro de Rusia como sembradora de errores y persecuciones a la Iglesia en el siglo XX y de su conversión cuando el Papa consagrase este país a su Inmaculado Corazón.

El icono de la Madre de Dios de Fátima,  pretende servir a la unidad de los cristianos a través de la devoción a esta advocación de la Virgen.

Icono de la Virgen de Fátima, venerado en la capilla de la sede de Ayuda a la Iglesia Necesitada
Vovación ecuménica del icono

Este icono original “fue escrito” – pues los iconos no se pintan sino que se escriben- por el  iconógrafo ortodoxo ruso Ivan Lvovich, en colaboración con el sacerdote católico Alejandro Burgos, párroco de San Juan Bautista de Tsarskoe Selo (Pushkin – San Petersburgo), para servir a la unidad de los cristianos a través de la devoción a la Virgen de Fátima. De ahí que ambos aunaran esfuerzos en conseguir esta imagen de Nuestra Señora ante la que católicos y ortodoxos pudieran rezar juntos.

En ella se expresan dos tipos de ecumenismos importantes, el ecumenismo del Corazón de María y el ecumenismo del martirio, ambos muy relacionados con el mensaje de Fátima. A este último, el ecumenismo del martirio, hace referencia el tercer misterio de Fátima al relatarnos el martirio de la Iglesia en el siglo XX.

Si se conoce la historia de Rusia y cómo en los Gulags soviéticos ortodoxos y católicos sufrieron juntos el martirio y por primera vez convivido en amistad, nadie podrá dudar de que los mártires de la visión de los pastorcillos en Fátima incluyen a fieles de una y otra confesión.

El icono quiere ser, en ese sentido, una llamada a la unidad de la Iglesia, en la persona de María bajo la advocación de Fátima.

Se trata de una imagen llena de luz. La Virgen en Fátima estaba llena de luz, de una luz, que como decía el pequeño Francisco, “es Dios”. La llena de gracia es la llena de Dios y en Fátima es la llena de luz: una Señora más brillante que el Sol. 

El Corazón rodeado de espinas indica el amor que María tiene a los hombres y el dolor que le produce la poca correspondencia que estos ofrecen al amor de Dios. El remedio a este dolor nos lo ofrece María en las manos, que nos presentan un rosario al que el iconógrafo quiso dar un color violeta para que así reflejase la idea de la cruz que todo cristiano debe aceptar para seguir al Señor. Así este rosario teñido de violeta es como un resumen del mensaje de Fátima: “Oración y penitencia”.

En el icono, además de las tradicionales letras MR ZY que indican la maternidad divina de María se han escrito dos inscripciones. La superior indica la titularidad del icono: imagen de la Santísima Virgen de Fátima. La inferior izquierda, en caracteres más grandes, dice Toboiu Edinstbo que significa En ti la Unidad.

El día 24 de Junio de 2006, el icono original fue solemnemente bendecido por el Arzobispo de Moscú y colocado en la Iglesia católica de San Juan Bautista de Tsarskoe Seló (San Petersburgo, Rusia) bajo el signo de la protección de María.

La fiesta del icono se celebra el día 13 de julio, día en que la Virgen habló sobre Rusia en sus apariciones en Fátima.

REZA A LA VIRGEN DE FÁTIMA POR LOS CRISTIANOS PERSEGUIDOS

Oración a la Virgen de Fátima por los cristianos perseguidos

Hace 100 años, la Virgen dijo en Fátima: “Rezad a diario el rosario por el fin de la guerra y la paz en el mundo”. ¡Nuestra oración puede cambiar el rumbo de la historia! ¡Súmate este...

Relacionados

50 años de la consagración de Ayuda a la Iglesia Necesitada a la Virgen de Fátima

Actualidad del mensaje de Fátima