ACN continuará su apoyo a la Iglesia en Sri Lanka

› La fundación pontificia se pone una vez más al servicio de los católicos del país y podría enviar, a petición de estos, ayuda para reconstrucción de iglesias, apoyo psicológico para las víctimas y proyectos de diálogo interreligioso

24/04/2019

ACN.- La fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN) quiere continuar su apoyo a la Iglesia en Sri Lanka y podría enviar, a petición de la Iglesia local, ayuda para la atención psicológica de las víctimas de los recientes atentados del pasado domingo contra tres iglesias y varios hoteles. Además, podría apoyar la reconstrucción de los templos atacados y que han quedado gravemente dañados, así como proyectos de diálogo interreligioso que ayuden a recuperar la paz social.

Las cifras de víctimas ascienden a más de 250 muertos y unos 500 heridos, tratándose del mayor ataque terroristas que ha vivido el país. En declaraciones a la fundación pontificia ACN, Mons. Valence Mendis, obispo de Chilaw, ha explicado que “todo el país está en estado de shock y sorprendido por este ataque brutal contra personas inocentes”. Y ha añadido: “Es algo que no se puede comprender o explicar. Es violencia pura. Es una tragedia”.

Funerales en la iglesia de San Sebastián, Negombo. (Foto: R Pradeep & T Sunil)

Continúa la celebración de los funerales de las víctimas en todo el país. Especialmente de los feligreses de las tres iglesias atacadas el pasado Domingo de Pascua. Los templos afectados son la iglesia evangélica de Sion de Batticaloa, la Iglesia de San Antonio de Kochchikade, Colombo (muy popular en el país y visitada cada año por miles de personas) y la Iglesia de San Sebastián de Negombo, que estaban llenas de personas en el momento de los atentados.

Para el Obispo de Chilaw no cabe duda de que los autores de los atentados procuraron alcanzar al mayor número posible de personas. “En las tres iglesias estaban celebrándose las Misas matinales, y todas estaban llenas de fieles”, ha explicado por teléfono el prelado. La violencia de los ataques ha pillado a todo el país por sorpresa. “Estos ataques han sido totalmente inesperados, pues vivimos tiempos tranquilos, especialmente en los últimos siete, ocho años”, ha dicho Mons. Valence Mendis, añadiendo que “la gente está llorando a sus seres queridos”.

Sri Lanka ha vivido una guerra civil durante más de 30 años, que terminó en 2009 y enfrentó a cingaleses nacionalistas contra guerrillas de etnia tamil. En los últimos años el país ha experimentado un crecimiento económico importante y se estaba abriendo cada vez más al turismo. Según recoge el Informe Libertad Religiosa en el Mundo 2018, en Sri Lanka existen grupos budistas extremistas que han protagonizado diversos actos de intolerancia religiosa sobre todo contra la minoría musulmana e hindú.

Philipp Ozores, secretario general de ACN Internacional ha enviado sus condolencias a los obispos y fieles católicos de Sri Lanka: “Compartimos con todos ustedes el dolor por la violencia contra tantas víctimas inocentes, especialmente por aquellas que estaban celebrando la resurrección de Nuestro Señor Jesucristo. Queremos mostraros nuestra plena solidaridad por parte de todas nuestras oficinas y todos nuestros benefactores alrededor del mundo, particularmente a través de nuestra oración en estos momentos tan confusos. Que Nuestro Señor Resucitado os de su fuerza y su amor consolador.”

La Iglesia de Sri Lanka ha agradecido las muestras de apoyo ofrecidas por ACN y por toda la Iglesia alrededor del mundo. Mons. Harold Perera, Obispo de Kurunaegala, ha expresado a ACN: “¡Felices Pascuas! Muchas gracias por su solidaridad con nosotros en este momento de gran dolor. No solo los católicos, los hombres y mujeres de buena voluntad de nuestra nación se lamentan en lo profundo de sus corazones. Es realmente una situación increíble. Todas nuestras iglesias están protegidas por la policía y las Casas del Obispo están custodiadas por las fuerzas de seguridad. Las fuerzas de seguridad también me piden que no salga desde la tarde del Domingo de Pascua. Sus oraciones son muy apreciadas en este momento de dolor y tristeza muy especialmente por parte de la comunidad católica. ¡Que Dios os bendiga!

Ayuda a la Iglesia en España ha puesto en marcha una campaña de oración por las víctimas y familiares de los atentados de Sri Lanka, así como por la Iglesia en el país. En el pasado año 2018, ACN envió ayuda a la Iglesia católica en Sri Lanka por un total de 557.000 euros para proyectos de construcción de templos, formación de catequistas, estipendios de Misa y vehículos para la misión, entre otros.