El Papa en Tailandia: los 3 puntos que resumen la situación de la Libertad Religiosa allí

› Analizamos el país a la luz del Informe de Libertad Religiosa en el Mundo 2018 de Ayuda a la Iglesia Necesitada

22/11/2019

ACN.- El pasado martes el Papa Francisco inició su trigésimo segundo viaje apostólico hacia Tailandia, donde estará hasta el 23 de noviembre. Con motivo del viaje, Ayuda a la Iglesia Necesitada – ACN resume el panorama del derecho fundamental a la Libertad Religiosa en el país.

La última Constitución tailandesa es la de abril de 2017 y, aunque el documento está claramente dirigido a asegurar que el Ejército continúe dominando la política, ofrece importantes garantías a la libertad de religión. En un país en el que el budismo organiza la vida social, el artículo 7 deja claro que solo un budista puede ser rey. No obstante, la libertad religiosa está definida en el artículo 31.

El Papa en el templo "Wat Pho" en Bangkok donde tuvo un encuentro con el patriarca supremo de los budistas tailandeses

1. El budismo como religión mayoritaria

Durante el proceso de elaboración de la nueva Constitución de Tailandia, el debate se volvió a centrar en el lugar que debe ocupar el budismo y en si habría que incluir una cláusula constitucional declarando el budismo como «religión nacional del país». El artículo 67 del nuevo texto declara que el Estado deberá «mantener y proteger el budismo y otras religiones». El budismo es seguido por el 87% de la población, seguido por el Islam que profesa el 5,9% de la población, con importantes mayorías de musulmanes en el sur del país. Los cristianos son la minoría religiosa más pequeña, con el 1,3% de la población.

2. Situación de la Libertad religiosa en Tailandia

A pesar de la Constitución, el ejercicio de la libertad religiosa en Tailandia es real. El Gobierno reconoce, a través del Departamento de Asuntos Religiosos del Ministerio de Cultura, cinco grupos religiosos (budistas, musulmanes, hindúes, sijes y cristianos). Pese a todo, el Informe de Libertad Religiosa 2018 de Ayuda a la Iglesia Necesitada recoge algunos incidentes ocurridos en los últimos años:

En diciembre de 2016, la Asamblea Legislativa Nacional, Parlamento constituido por 250 miembros designados en su totalidad por la Junta, aprobó por unanimidad una enmienda a la ley monástica de 1962 sobre la designación del patriarca supremo del budismo tailandés. La enmienda despoja al Consejo Supremo de la Sangha (la comunidad monástica) del poder de designar al patriarca. 

Otra cuestión importante concierne a la situación de las cinco provincias del sur de Tailandia, cuatro de ellas de abrumadora mayoría musulmana y malaya. Aquí, el Gobierno central se enfrenta a la mayoría local, que exige el reconocimiento de su carácter distintivo en el seno del país. La lucha no es de naturaleza religiosa estrictamente hablando. 

Otro tema sensible es la relativa facilidad para entrar en Tailandia, lo que ha propiciado que cientos de cristianos pakistaníes han solicitado el estatus de refugiado en el país. Sin embargo, la lentitud de tramitación de las solicitudes de asilo los ha llevado a una situación insostenible. Unos 7000 refugiados viven en condiciones precarias. 

3. Futuro de la libertad religiosa

La naturaleza militar del régimen gobernante no ha supuesto problema alguno para la situación de la libertad de religión en Tailandia. Sin embargo, las medidas enérgicas adoptadas contra el Consejo Supremo de la Sangha demuestran hasta qué punto se ha difuminado la línea que separa los poderes temporal y espiritual. A largo plazo, esta subordinación del budismo al Gobierno podría dañar seriamente la credibilidad del budismo tailandés.

> Se puede consultar el Informe completo, desde aquí.